¿POR QUE LA GENTE BUSCA LA RELIGIÓN?

¿POR QUE LA GENTE BUSCA LA RELIGIÓN?

De «Creced» 5/2015

Muchos buscan “la religión” pero con motivos menos que lo ideal. Buscan la religión para conseguir…

* El dinero –Algunos “predicadores” prometen riquezas:
* “Por cada $100 que das a mi ministerio, Dios te dará $700.”
* “Dios quiere que seas rico”
Y, siempre hay ingenuos que creen las mentiras y buscan con mucho afán la religión de la prosperidad. La Biblia habla mucho del peligro de buscar las riquezas (Mateo 6:24; 1 Tim. 3:3,8; 1 Timoteo 6:10; Tito 1:7, etc.)

* La sanidad física – “Dios no quiere que sufras,” dicen algunos. Una secta toma por su nombre, “Pare de Sufrir.” Millones van a grandes campañas buscando la sanidad física con poco interés en la sanidad espiritual que vale mucho más. Dios no nos promete un mundo sin sufrimiento (1 Ped. 5:10, 2 Tim. 3:12). Aunque Jesús sanó a algunos, su propósito al hacerlo fue el demostrar que tenía el poder para perdonar los pecados (Lucas 5:24).

* “Los panes y los peces.” Por esta razón muchos buscaron a Jesús (Juan 6:26). Es un poco mejor buscar las necesidades que las riquezas, pero aun así es buscar mal. Hoy en día algunos “buscan iglesias” para recibir por medio de ellas la comida, la atención médica, la ropa u otras necesidades. Pero con este motivo es dudoso que encuentren la verdad.

* La tradición familiar, el agradar a sus padres – Para la mayor parte de la gente en el mundo, “la religión” es seguir ciegamente cualquier tradición que le sea entregada por su cultura y su familia. Aunque al menos respetan a sus padres, y aunque algunos hijos a lo largo se maduran y aprenden a buscar algo más profundo en la vida, no es el motivo ideal. ¡Dios no tiene nietos! Los hijos no heredarán la justicia del padre (Ezequiel 18:20).

* El cariño, la atención – El amor es la base del sistema de fe en Cristo. Por él, Jesús quiere que sus discípulos sean conocidos (Juan 13:35). Aun así, es posible encontrar mucho cariño sin encontrar a la vez la verdad de Dios. Hay personas cariñosas y amorosas en todas las religiones, inclusive algunas que están muy erradas. Si nuestra meta principal al “buscar la religión” es encontrar la atención y el cariño es probable que no encontremos la verdad de Dios.

El motivo correcto – Buscar la verdad…

También debemos buscar a los compañeros de la verdad – la salvación del pecado y el reino de Cristo.

* “Compra la verdad, y no la vendas.” (Prov. 23:23)

* “Yo soy el camino, la verdad y la vida. Nadie viene al Padre sino por mí.” (Juan 14:6)

La verdad no siempre se encuentra con “los buenos”

Roboam evidentemente era un rey consentido y egoísta que demostraba poco amor (1 Reyes 13). Por esta razón, Jeroboam, un hombre popular con el pueblo, dirigió una rebelión contra él. Pero en este caso, la adoración verdadera de Dios se encontró con el rey consentido y poco sabio, en Jerusalén con los levitas. Ir en pos del rey popular que parecía tener más interés en el bienestar del pueblo, Jeroboam, habría sido un error. Así pasa a veces hoy en día. ¡La verdad no siempre se encuentra con los más cariñosos!

* “Si vosotros permaneciereis en mi palabra, seréis verdaderamente mis discípulos; y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres.” (Juan 8:31,32)
Los que buscan la verdad más que cualquier otra cosa la encontrarán. “Buscad y hallaréis” (Mateo 7:7). Debemos buscar la verdad en cuanto a quién es Jesús, en cuanto a su muerte y su resurrección, en cuanto a cómo recibir su gracia, en cuanto a cómo adorarle sencillamente sin agregar elementos del mundo del espectáculo y en cuanto a cómo crecer en la oración y en el amor. Cualquier otra meta en la religión nos lleva al desastre.

Sobre el Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Share This