NO SEAMOS COMO “NACHO”

NO SEAMOS COMO “NACHO”

Mi amigo y hermano en Cristo, Tim Bunting, tiene un perrito llamado Nacho. Es chihuahua y bastante independiente. Tim siempre cuida bien de su chihuahua, Nacho. Lo alimenta, lo lleva al veterinario y le da mucho cariño. Por tanto, Nacho no tiene que preocuparse por nada. No obstante, según Tim, todo esto está causando un gran problema. Es que Nacho, al recibir tanta buena atención de Tim, parece pensar que el amo es él y no lo es Tim. ¡Nacho piensa ser él mandamás en la casa!

¡Así puede pasar con nosotros! A veces el hombre recibe tantas bendiciones de Dios que comienza a engreírse y a pensar que el amo es él. Piensa, “Dios es tan bondadoso y tan misericordioso que sin duda va a dejar que yo haga lo que me parezca estar bien”. En otras palabras, la idea es que Dios es tan bueno que va a dejar que yo mande. Así eran los israelitas en el tiempo de Oseas, algunos 600 años antes de Jesús. Los judíos,  representados por la esposa infiel de Oseas, recibían tantas bendiciones de Dios, que se engreían. Oseas 2:8 dice, “Pues ella no sabía que era Yo el que le daba el trigo, el vino nuevo y el aceite, Y le prodigaba la plata y el oro, que ellos usaban para Baal”.

Eran tan ingratos que usaron las bendiciones que Dios les había dado para adorar a sus ídolos.

No seamos como Nacho, el perrito engreído de Tim. Pero más seriamente, no seamos como los israelitas. Para evitar el espíritu de ingratitud es esencial siempre expresar nuestra gratitud a Dios y reconocerle a Él como la fuente de todo lo bueno. Reflejemos la actitud del salmista en Salmo 100:4,5

Entren por Sus puertas con acción de gracias,
Y a Sus atrios con alabanza.
Denle gracias, bendigan Su nombre.
Porque el Señor es bueno;
Para siempre es Su misericordia,
Y Su fidelidad por todas las generaciones.

Así, dando las gracias sinceras, podemos evitar la presunción que a veces viene cuando el hombre es como el perrito Nacho y se engríe porque recibe muchas bendiciones de Dios.

 

 

 

Sobre el Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Share This