LA MUJER QUE NOS HIZO QUEDAR MAL

LA MUJER QUE NOS HIZO QUEDAR MAL

 

Lectura: Lucas 13:10-16

De Creced 4/96

¿Quién era esta mujer? ¿Cómo se llamaba? No sabemos nada de esto, pero por versículo 16 llegamos a saber «era hija de Abraham».

Y, ¿quiénes son los verdaderos hijos de Abraham según Pablo en Gálatas 3:7? Son «los que son de la fe». ¿A qué conduce tener fe como la que tuvo esta mujer? y ¿cómo recibió bendiciones de Dios?

NO USÓ SU DEFECTO COMO EXCUSA

A esta mujer no le servían de estorbo las enfermedades para ausentarse de las reuniones y por esta acción fue bendecida. Llegó encorvada y salió erecta. Vino quizás, oprimida de tristeza y regresó llena de gozo. ¿Qué pasa si no hubiese legado ese día al lugar de reunión?

APLICACIONES

Esta mujer, puede hacer quedar mal a algunos de nosotros que en buena condición de salud nos ausentamos del lugar de reunión.

Algunas excusas que se dan:

* «No voy a poder ir, llegó un familiar».

* «No me fue posible congregarme el domingo. El sábado nos acostamos tarde celebrando un cumpleaños».

* Otros, enredados en las cosas de este mundo, les es mucho «perder» dos horas de su tiempo en servicio del Señor.

* Hay quienes piensan hacer mucho al congregarse todos los domingos. son como estrellas fugaces que se aparecen por un poco de tiempo y luego desaparecen.

Si esto es amar al Señor con todo su corazón, ¿qué será con toda su alma y con toda su mente?

CONCLUSIÓN

La mujer encorvada es una gran lección para mi. ¿Y para usted?
Dice en el libro de los Salmos 122:1-5, «Me alegré con los que me decían: a la casa de Jehová iremos». ¡Que ánimo tuvo David para servir al Señor! ¡Contagiemonos!

Por Luis Darío Segovia.

Sobre el Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Share This