Vuelve la palmera datilera de Judea después de 2000 años

Vuelve la palmera datilera de Judea después de 2000 años

De «Creced» 6/2009

La palmera datilera era común en varias regiones de la tierra de Israel durante el tiempo de la historia bíblica y es mencionada en textos como Salmos 92, «El justo florecerá como la palmera.» Era conocida por su hermosura y sus propiedades medicinales. Sin embargo, llegó a ser extinta alrededor de 150 años después de Cristo y se pensó que jamás volvería a ser vista. No obstante, algunos arqueólogos descubrieron un jarro antiguo en las ruinas de la fuerte de Masada en el desierto de Judea, y en él se recobró semilla de casi 2000 mil años de la palmera. En enero de 2005 una especialista judía en las plantas raras y medicinales, la Dra. Elaine Solowey, trató tres de las semillas con abono y hormonas y las plantó en una colonia en el sur de Judea. ¡Ocho semanas más tarde, una

 

de las semillas comenzó a germinar! En el año 2008 la planta había alcanzado un metro y medio de altura y esperan poder tener fruto para el año 2010.

¿Qué planta fue producida al plantar la semilla de la antigua palmera datilera de Judea? ¿Pino? ¿roble? ¿una palmera moderna? ¡Por supuesto que no! La planta producida por la semilla original de la palmera datilera de Judea es la palmera datilera original, la misma que existía en el tiempo de la Biblia.

Aplicación Espiritual

La religión pura, la original de Jesucristo, fue proclamada en el primer siglo en Judea. Sin embargo, a través de los siglos los hombres han modificado tanto las enseñanzas de Cristo con sus credos, libros, filosofías, instituciones, etc. que algunos piensan que la religión original d

e Cristo es extinta. ¡Pero todavía existe la semilla original! Lucas 8:11, 15 dice que «la semilla es la palabra de Dios.» Podemos tomar esta semilla incorruptible (1 Pedro 1:23), plantarla en los corazones de los hombres, ¿y cuál va a ser el resultado si son de buena tierra? ¿La semilla original va a producir miembros de sectas modernas o tradiciones religiosas que han sido modificadas a través de los siglos? ¡No! ¡Va a producir discípulos de Cristo que son idénticos a los que produjo en el primer siglo!
¡Pero cuidado! Si sembramos semilla producida por sectas modernas con sus profetas modernos, credos, catecismos, reglamentos humanos y autoridades humanas no va a crecer nada parecido a la planta original. Para volver a tener la planta original, o sea, la fe original de Cristo con sus discípulos y congregaciones originales, es esencial plantar solamente la semilla original, la palabra no adulterada de Dios.

Este artículo es presentado por un grupo de cristianos que quiere plantar solamente la semilla original de la palabra de Dios. Si usted tiene el mismo anhelo, le suplicamos que reciba la semil

la original en su corazón al leer la palabra de Dios. Podemos sugerir que comience con libros sencillos como Lucas y Hechos. Si usted tiene un corazón bueno y honesto, al leer va a llegar a creer en Cristo. Entonces le suplicamos que haga lo mismo que Dios mandó a la gente en el día de pentecostés que hiciera, arrepintiéndose y bautizándose en el nombre de Jesucristo (por su autoridad) para el perdón de los pecados (Hechos 2:38). Al obedecer a Cristo así, no será añadido a una secta moderna, sino al mismo cuerpo de discípulos que existía en el primer siglo (Hechos 2:47). No deje de avisarnos si podemos ayudarle.

 

Sobre el Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Share This