¿HAY CINCO ACTOS DE ADORACION?

¿HAY CINCO ACTOS DE ADORACION?

De «Creced» 12/94

Pregunta: Un hermano dice que la Biblia no habla de los cinco actos de adoración. ¿Como le contestamos? (Pregunta de México)

Contestación: La Biblia no divide la adoración en alguna «clasificación oficial» de cinco actos: la cena del Señor, la ofrenda, los himnos, la oración y la edificación.

Parece que algunos hermanos han llegado a tener «los cinco actos» como si fueran «actos de gracia» los cuales formaran una lista de control para usar en las iglesias. Anuncian después de terminar con un acto, «ya hemos terminado con un acto, vamos al otro». Suena más como el ritualismo de la liturgia católica que el cristianismo del primer siglo.

No hay nada de malo en hablar de cinco formas de adoración si se sobre entiende que hablar así es dar una clasificación opcional la cual usamos solamente para la conveniencia y no para dar ninguna clasificación «oficial» de Dios.

«No hay nada de malo en hablar de cinco formas de adoración si se sobre entiende que hablar así es dar una clasificación opcional».

No hay nada de malo en hablar de cinco formas de adoración si se sobre entiende que hablar así es dar una clasificación opcional la cual usamos solamente para la conveniencia y no para dar ninguna clasificación «oficial» de Dios.

Se podría clasificar la adoración que damos a Dios en otras categorías aparte de las cinco «tradicionales». Por ejemplo considere: (1) comer el pan, (2) tomar el fruto de la vid, (3) ofrendar para los santos necesitados, (4) ofrendar para ayudar a los evangelistas, (5) cantar himnos de alabanza, (6) cantar salmos, (7) orar para enfermos, (8) orar para alabar a Dios, (9) Edificar a otros con sermones, (10) Estimular unos a otros al amor y las buenas obras, etc. Esta lista contiene diez formas en que podemos adorar a Dios y todas tienen apoyo bíblico. Por supuesto, algunas cosas en esta lista se pueden combinar con otras y otras más se pueden dividir o clasificar en otra forma, pero todo esto ilustra el punto: las clasificaciones que damos, sean de diez actos o de cinco (o más o menos), son opcionales. Lo esencial es que todo cuanto hagamos para adorar a Dios, no importa como lo clasifiquemos, tenga su apoyo en la palabra de Dios.

PRECAUCIÓN

Algunos que se burlan de «los cinco actos» tienen motivos malsanos al hacerlo. Quieren adorar a Dios en una forma no autorizada y presuntuosa, por ejemplo por tener espectáculos, coros, fiestas, «bendiciones de animales», etc. El hecho que quizás tengan razón al declarar que la Biblia no da ninguna clasificación oficial de «cinco actos», no les justifica al hacer barato la adoración con sus trucos publicitarios y diversiones.

Podemos respetar la palabra de Dios y a la vez advertir en contra a ligar clasificaciones tradicionales como una clase de liturgia.

Sobre el Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Share This