El tiempo cuesta dinero

El tiempo cuesta dinero

De «Creced» febrero, marzo 2004

(Autor desconocido)

Un niño pidió a su padre que le leyera un libro para niños pero éste respondió, “lo siento hijo, pero tengo un proyecto muy importante en mi trabajo. Otro día lo hago.”

Luego le dijo, “Papi, puedes acompañarme al parque para jugar un poco de fútbol?”

“Ojalá que pudiera,” le contestó el padre, “pero el sábado es el único día que tengo libre en mi trabajo y tengo que hacer algunas tareas.”

Una noche, el padre estaba mirando la televisión y el hijo se le acercó y le dijo, “Papi, ¿puedes salir de allí un momento para ver lo que hice para mi profesora?

“Hijo,” el padre le contestó con impaciencia, “¿no puedes ver que estoy estropeado por mi trabajo y este es el único tiempo que tengo para descansar? ¡Por favor déjame en paz!”

Como treinta minutos después el niño fue al padre y le preguntó, “Papi, ¿cuánto te pagan por una hora de trabajo?”

“Diez pesos la hora,” contestó el padre, “¿por qué me preguntas eso?”

El niño desapareció y volvió con un billete de cinco pesos. “Papi, aquí hay cinco pesos. Quiero pagarte por 30 minutos de tu tiempo.”

Sobre el Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Share This